Cómo hacer confortable el uso del tapaboca y cuidar su piel

Todos sabemos que es importante usar tapabocas porque ayudan a reducir la propagación de enfermedades y virus. Sin embargo, también es posible experimentar cierta irritación alrededor de las áreas donde se coloca. A muchas personas les puede provocar sequedad, irritación o hasta erupciones. Pero, como realmente debemos usar el tapaboca ¿cuál es la solución? Aquí presentamos algunos consejos rápidos y una máscara casera que pueden ayudar a prevenir algunas de estas afecciones cutáneas.

Elegir el tapaboca correcto:
Cuando se trata de tapabocas, existen muchas opciones creativas y divertidas. Asegúrense de elegir uno cómodo y de un material transpirable. No todas las telas son iguales y, a veces, el poliéster retiene el sudor, provocando irritación y acné. La tela puede marcar una gran diferencia, en especial si son propensos a las erupciones. Elijan tapabocas de algodón, ya que pueden ayudar a absorber el sudor y permitir que la piel respire. Alterne y lávelo periódicamente para reducir las erupciones por acné e irritaciones cutáneas durante el día.

Preparar la piel antes de colocarse el tapaboca:
De la misma forma en que preparamos el cuerpo y aplicamos crema humectante antes de vestirnos, también debemos utilizar una humectante facial con propiedades hidratantes antes de colocarnos el tapaboca. Elija ingredientes como manzanilla y Aloe vera, conocidos por sus propiedades suavizantes e hidratantes. La hidratación puede ayudar a prevenir la irritación. Procuren evitar el maquillaje denso y grasoso, porque obstruye los poros. Si usa maquillaje, opte por productos con base mineral e ingredientes como dióxido de titanio, que absorben la oleosidad de la piel.

Tratar la piel después de usar el tapaboca:
Después de un largo día con el tapaboca, asegúrese de cuidar la piel con productos hidratantes libres de sulfato. Los sulfatos son fuertes detergentes que irritan y alteran la estructura lipídica de la epidermis superior. Al quitarse el tapaboca, lávese la cara con un limpiador suave con ingredientes de limpieza humectantes, que ayudarán a eliminar la suciedad y la oleosidad de la piel. Use agua tibia porque la piel ya está sensible y ayudará a prevenir mayor irritación. Termine el proceso aplicando una humectante con antioxidantes y aceites esenciales, que pueden restaurar y suavizar la piel.

Fuente: Laura Chacon-Garbato, Directora, Capacitación Mundial sobre Productos de Nutrición, Herbalife Nutrition, y Esteticista. Agradecimientos para Nicole Navas de CCK.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: